A diferencia de otras formas de terapia. Los tratamientos cognitivos conductuales suelen basarse en un enfoque experiencial, centrado en el aquí y ahora.

 

A su vez, los tratamientos están orientados a la acción, ya que los niños suelen aprender haciendo. Y, si bien cada tratamiento tendrá un objetivo específico y particular según las necesidades de cada caso, se trabaja ampliando recursos, fortalezas y habilidades de afrontamiento, intentando aumentar la motivación y construyendo una fuerte alianza terapéutica, factor pilar de los tratamientos infantojuveniles, sin el cual ninguna de las técnicas o herramientas que utilicemos llegarían a buen puerto.

 

Desde la terapia Cognitiva Conductual se trabaja con los patrones de pensamiento (cogniciones), conductas, emociones, teniendo en cuenta el contexto y las relaciones interpersonales que impactan sobre estas mismas variables.

 

La terapia cognitivo-conductual, el terapeuta y el niño trabajan conjuntamente para establecer metas, identificar problemas y verificar el progreso. A los chicos dependiendo el caso, se les puede asignar tareas entre sesiones para desarrollar las habilidades que están aprendiendo.

CONTACTO

 

Elizalde 130 altura Av. Mitre 2100, Ciudad de Avellaneda, Buenos Aires, Argentina.

(+54 11) 4203-6637 | (+54 11) 4204-6323 | (54 11) 4978-3011

recepcion@cidenyt.com.ar